RIDANO Leo F. - El Camino.

Année de parution: 2019
Langue: Espagnol Español Spanish es

(Independently. 2019) : "El mundo interior de un peregrino a Santiago de Compostela". récit (es)

Mis à jour le mardi 10 décembre 2019
Répondre à cet article
  • Décembre 2019
    09:21
    RIDANO Leo F. - El Camino.
    par Bernard Delhomme

    El libro que tiene delante, cuenta lo que fue mi peregrinar por el camino francés a Santiago de Compostela en el año dos mil uno. Mi peregrinar externo e interno. Mi nombre es Leo y siempre fui un caminante, aunque no supiera bien por qué sentía que era así. Al principio creí que sólo era una linda metáfora de mi andar por la vida, pero más tarde, en la adolescencia, comprendí que también describía mi forma de viajar. Caminando no era solamente más económico sino también la mejor forma de apreciar el entorno y conectar con los pobladores locales. Sin embargo, si en aquellos lejanos años alguien me hubiera dicho que algún día iba a caminar durante días y días, sin más fin que una ciudad lejana, no le hubiera creído.Podría afirmar incluso, que ni siquiera poco antes de partir se me ocurrió que el acto de peregrinar no era mucho más que dar un paso tras otro, y otra vez, y otra. Y otra vez por mucho tiempo, muchas horas, muchos días, muchos kilómetros. Y que eso era todo lo que debía hacer, lo que podría denominar “mi obligación” si quisiera trazar un paralelismo entre la peregrinación y la vida cotidiana. Todo el resto de lo que haría en el día a día, como lavar la ropa, alimentarme, cuidarme, cuidar de los otros, descansar, disfrutar, llorar, pensar, cantar, planificar…, no era más que el apoyo para que el caminar fuera lo más fluido y amable posible.En aquel momento se decía que había dos formas de peregrinar a Santiago de Compostela : yendo a Santiago o recorriendo el Camino. El primero habla de dirigirse hacia un destino sin más, ese es el objetivo, esa la meta. Lo importante ahí es cuidar el cuerpo, el paso, el no quedar afuera. El segundo, en cambio, trata de lo que pasa durante el recorrido, del mundo que se va desenvolviendo a cada paso. Trata de otros peregrinos y de hospitaleros, de pueblos y pobladores, de sueños, frustraciones y alegrías, de dudas, arrepentimientos, también trata de santos, de espiritualidad, de camino interior, de descubrimientos. Trata de preguntas y respuestas, no solo de ampollas y tendinitis.